Legislació lingüística - cdlpv

Las Provincias Digital, 24.10.2002

Los 20 miembros de la Acadèmia deberán demostrar ante el juez que son expertos en valenciano

El Tribunal Superior tendrá que determinar si dos tercios del ente normativo cumplen los requisitos

El Tribunal Superior de Justicia (TSJ-CV) llamará a declarar a los componentes de la Acadèmia de la Llengua para que acrediten si son expertos en valenciano. La Ley de Creación de la Acadèmia exige que al menos dos tercios de los académicos sean expertos en valenciano, un extremo que según la demanda interpuesta por UV no se cumple.

LOURDES NADAL (VALENCIA)

El juez de la sección tercera de la sala de lo contencioso-administrativo del Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana (TSJ-CV) llamará a declarar a los componentes de la Acadèmia Valenciana de la Llengua (AVL) para que demuestren que son expertos en valenciano.

Tras el recurso presentado por Unio Valenciana el pasado mes de junio en el que denunciaban la vulneración de la Ley de Creación de la Acadèmia Valenciana de la Llengua, el TSJ ha remitido un escrito a esta formación para que presente los medios de prueba y, al mismo tiempo, ha confirmado que se abre el proceso en el que los académicos deberán presentar sus currículums y declarar.

La denuncia formulada por UV se centra en que la Ley de Creación de la Acadèmia requiere que, al menos, dos tercios de los académicos (14 de los 21) ostenten la titulación académica de expertos en valenciano, si bien este extremo "no se cumple'', según el texto de la demanda, que ya publicó LAS PROVINCIAS el pasado mes de septiembre.

El último escrito remitido por el TSJ a UV -fechado el 18 de octubre- advierte de que las pruebas que la formación presentó el pasado mes de junio "pueden ser de trascendencia para la resolución del recurso, por lo que, de conformidad con lo dispuesto en lel artículo 60 de la Ley Jurisdiccional, es procedente acordar el recibimiento a prueba del mismo''.

Esta resolución judicial obligará a los 20 acadèmicos del ente normativo -Casp presentó su dimisión- a acreditar que, a fecha de su nombramiento, presentaban la titulación académica que les faculta como expertos en valenciano.

Artur Ahuir, Rafael Alemany, Ramón Arnau, Alfred Ayza, Carmen Barceló, Verónica Cantó, Jordi Colomina, Josep Lluis Doménech, Antoni Ferrando, Ramón Ferrer, Ascensio Figueres, Vicent Gascó, Juan Alfonso Gil Albors, Soledad González, Albert Hauf, Luis Meseguer, Pere María Orts, Josep Manuel Palomero, Honorat Ros y Alfons Vila, declararán ante el Tribunal Superior para demostrar que los nombramientos que hace más de un año se realizaron en las Cortes se ajustan a la ley.

En la lista de testigos también aparecen la presidenta de las Cortes valencianas, Marcela Miró, para que dé constancia del cumplimiento de los requisitos exigidos en la mentada ley y el secretario primero del Parlamento valenciano, Juan Manuel Cabot, con el fin de que ratifique los documentos aportados en el escrito de la demanda de UV.

En este proceso, que podría llevar a una nueva elección de académicos, también testificaran los portavoces del PP y PSPV, Alejandro Font de Mora y Joaquim Puig, respectivamente, dadas sus intervenciones en la comprobación de los requisitos para la elección de los académicos.


UV reclama la nulidad de las designaciones

L. NADAL (VALENCIA)

La cláusula séptima de la demanda presentada por Unio Valenciana ante el TSJ-CV resume la clave del conflicto. Según advierte el texto: "resulta paradójico que sea la propia demandada quien inclumpla en el nombramiento de los académicos la propia ley en la que se basa para nombrarlos''.

La denuncia interpuesta hace unos meses por esta formación -que se ha oficiado a las Cortes, a la Generalitat y la propia academia- centra sus fundamentos de derecho en la vulneración de la Ley de Creación de la Acadèmia Valenciana de la Llengua .

Según detalla el texto, "en los criterios objetivos de selección seguidos en el nombramiento de los académicos, ni tan siquiera se habían adjuntado las declaraciones que permitieran considerar expertos en valenciano a sus miembros'', tal como requiere la ley.

La demanda de UV pretende esclarecer si se han cumplido los requisitos de las dos terceras partes del ente normativo del valenciano, es decir, ser personas con acreditada competencia científica y reúnen titulación académica. La documentación aportada por UV también exige que se juzgue si se han cumplido los criterios de evaluación objetivos en la selección de la AVL.

El presidente de UV, José María Chiquillo, manifestó ayer que, como presidente de esta formación y abogado que participa en el proceso, "la respuesta del TSJ es motivo de indubable satisfacción''. Chiquillo recordó que la denuncia "no pretende ir en contra de la AVL, sino de los criterios de selección de quienes la componen''.

Por su parte, la presidenta del ente normativo, Ascensió Figueres, ya reconoció hace unos meses que no se había presentado los currículums de sus miembros.